MYINVESTOR APUESTA POR LA DEMOCRACIA FINANCIERA

by in Finanzas, Herramientas, Opinión y Actualidad 14 abril 2021

MYINVESTOR APUESTA POR LA DEMOCRACIA FINANCIERA

MyInvestor -el neobanco participado por Andbank España, El Corte Inglés Seguros y AXA España- acaba de bajar a 150 euros el mínimo para invertir en sus carteras indexadas de gestión discrecional. Es evidente que MyInvestor ha decidido apostar por la accesibilidad, reafirmando su vocación de ofrecer sus productos a todos los clientes y “democratizar” así la inversión. Otras alternativas similares en el mercado exigen mínimos de inversión, por ejemplo, de entre 500 y 3.000 euros. En cambio, las carteras de MyInvestor, compuestas por fondos de Vanguard e iShares, permiten de esta manera al inversor comenzar su periplo financiero con una inversión inicial mínima de 150 euros y, adicionalmente, realizar aportaciones puntuales y periódicas, también desde 150 euros.

banner my investor

No cabe duda de que la aparición de los robo advisors ha contribuido muy positivamente a incrementar la oferta de inversión, controlada en España por la gran banca, en beneficio de muchos ahorradores/inversores, más inquietos y activos que el típico ahorrador bancarizado y “ladrillizado” que domina el panorama patrio. Como resultado colateral también podría decirse que las carteras indexadas ofrecidas por los diferentes robo advisors patrios han incrementado la paupérrima cultura financiera española al tiempo que han popularizado el concepto de inversión indexada.

A pesar de las múltiples críticas y vilipendios que de manera recurrente recibe la industria financiera española -no sin razón, por cierto- la verdad es que también parte de la propia industria la solución a algunos (o muchos) de sus desaguisados. Siempre, claro está, que se cubra una demanda que puede que haya estado ahí, sin atender, durante más tiempo del que imaginamos.

El papel de la industria deviene entonces determinante porque, al contrario de lo que sucede en FinTwit, a la mayoría de la gente no le sobra el tiempo para analizar empresas, hacer trading, “cryptomonear”, etc. Y si les sobra tiempo prefieren ocuparlo en otros menesteres, tales como las relaciones familiares y hasta la amistad. En este sentido, FinTwit es una isla -parece que sobrepoblada de millennials que están ya “FIRE” porque no dejan de “baggear.” Pero en el mundo real, lo que al común de los mortales le suelen faltar son dos cosas: tiempo y dinero. En ambas, la industria financiera tiene algo que decir.

Respecto del factor temporal, la inversión institucional a través de instrumentos como fondos de inversión y ETFs viene a solucionar el problema nada baladí del tiempo que le queremos dedicar a nuestras finanzas obteniendo, además, una gran diversificación. Salvo en FinTwit, nadie debería engañarse acerca de lo complicado que resulta conocer bien unas pocas empresas y no digamos ya saber valorarlas. Gestionar una cartera mínimamente diversificada en 10-30 acciones sólo es fácil en las RRSS, donde uno se puede engañar a sí mismo todo lo que quiera afirmando lo “bien que conoce el negocio y la empresa”, al tiempo que repite generalidades y pantallazos de las propias presentaciones corporativas de las compañías.

Invertir a través de un fondo de inversión, por ejemplo, soluciona el problema temporal irresoluble que azota a la gran mayoría de inversores: la escasez de tiempo para conocer de verdad, de la buena, un mínimo de 10-30 empresas. Si ese fondo de inversión es indexado a un índice como el MSCI World o el ACWI o el SP500, ni siquiera es necesario preocuparse por conocer a ninguna empresa. El inversor lo compra todo, obtiene la diversificación máxima y ahorra mucho tiempo. Es tremendo lo poco que se valora el beneficio temporal que podemos obtener de la inversión institucionalizada. A nuestro entender, está a la misma altura y es igual de importante que la diversificación.

La segunda parte de la ecuación es el dinero. Queremos decir con esto que hay muchas personas que apenas pueden ahorrar, pues las circunstancias económicas no son las más propicias. Especialmente entre los más jóvenes. Cuando el inversor se enfrenta a condiciones tales como “cantidad mínima” para abrir un fondo de inversión, también a mantener, empiezan los problemas. Si, por ejemplo, para invertir en el fondo A se nos exige una cantidad mínima, digamos, de 5.000€ que, además, debe mantenerse, y para las aportaciones posteriores se exige, pongamos, 1.000€, entonces estamos estableciendo “una barrera de entrada.” Que estos requerimientos no existan o se limiten a cantidades muy moderadas, como los 150€ de MyInvestor, supone de facto la eliminación de barreras de entrada que para los inversores de FinTwit, todos en la lista Forbes, pueden parecer irrisorias pero que para muchísimas personas con salarios bajos o muy bajos que están comenzando su vida laboral suponen de facto una barrera y, peor todavía, un elemento psicológico desmoralizante.

Es verdad que actualmente muchos fondos de inversión no tienen barreras de entrada. Por ejemplo, para invertir en Cobas Selección solo necesitas 100€ (aparte de un estómago a prueba de bombas). Sin embargo, si un inversor quiere acceder a los fondos de Vanguard y combinar renta fija con variable de manera indexada y con rebalanceos automáticos la cosa no es tan fácil. Los robo advisors han venido a solucionar ese problema. Faltaba entonces que se derribaran las últimas barreras de entrada, representadas por las cantidades mínimas para abrir una cuenta e invertir. El paso que ha dado MyInvestor va en ese sentido y suponemos que será imitado por la competencia o parte de ella.

No sabemos si hay un sistema mejor que la democracia (liberal) para ordenar los asuntos públicos. Sospechamos, ahora que la capital del Reino está en campaña, que se trata del peor de los sistemas. Con excepción de todos los demás, por supuesto. Quizá este paralelismo no sea aplicable al ámbito financiero. O quizá sí. Fuere como fuere, celebramos el paso dado por MyInvestor, un paso más -no sabemos si de gigante- en aras de la democratización del mercado financiero español y de la gestión del ahorro nacional, muy esclerotizado en la “casta” heredera del “antiguo régimen”, representada por los bancos de toda la vida.

Bienvenida sea, pues, esta magnífica iniciativa democratizadora de MyInvestor.

@mellizonomics & @quietinvestment

¿QUIERES INVERTIR EN LOS FONDOS QUE MÁS BRILLAN SIN COSTES ADICIONALES?

El mantenimiento y mejora de una web como la nuestra no es gratuito y por eso Quiet Investment es partícipe del programa de afiliación de Myinvestor, de tal manera que recibiremos una pequeña comisión, única y exclusivamente por cada inversor que abre una cuenta en Myinvestor, pero nunca por recomendar o contratar un producto o instrumento de inversión específico. De esta forma pretendemos sufragar los gastos de esta web y, llegado el caso, hasta mejorarla.

MYINVESTOR APUESTA POR LA DEMOCRACIA FINANCIERA

Nuestro libro Nº1 en Amazon: Descripción

Manual de inversión indexada. Nº1 en ventas en Amazon

Nos ayudará mucho que inviertas 20 segundos en rellenar esta encuesta.

¿Cómo nos has conocido?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *